4/1/00

El jurado ¿entendió algo?

¿Y si el jurado no entendió nada? ¿Qué justicia puede impartir?

Se ha producido la prueba y acá viene el drama que yo veo: ¿el jurado entendió la prueba que se produjo? No lo sabemos. ¿Por qué? Porque el jurado no puede preguntar, al menos el jurado clásico, que es el jurado mudo, unánime, sin fundamentación e inexperto

El jurado no pregunta, recibe nomás. ¿El jurado entendió las instrucciones que le proveyó el juez? Tampoco lo sabemos, porque el jurado es mudo.

¿Cómo tenemos aceptar que el jurado entendió algo? Lo tenemos que aceptar como un acto de fe. Un acto que no es susceptible de ser verificado. Tenemos que pensar y creer, como si se tratara de una revelación divina, que el jurado entendió la prueba que se produjo acá, y a su vez entendió las instrucciones que les fueron compelidas por el juez.

No hay comentarios:

Publicar un comentario